jueves, 25 de marzo de 2021

La barba de los viejos. MARIO LLOVERAS


A mi me habían secuestrado el mismo día del golpe de estado a las 6 de la mañana. 

Estuve unos días en el Campo de la Ribera, 

con las manos atadas y los ojos vendados, 

y a los pocos días me trasladaron junto a muchos otros a la Penitenciaría, 

donde por primera vez nos quitaron las vendas y las capuchas. 


>

TEXTO COMPLETO

A los 45 años del Golpe de Estado,

del 24 de marzo de 1976 en la Argentina.